Aves de presa

7
Aves de presa Después de separarse de Joker, Harley Quinn y otras tres heroínas (Canario Negro, Cazadora y Renée Montoya) unen sus fuerzas para salvar a una niña (Cassandra Cain) del malvado rey del crimen Máscara Negra.   Aves de presa Critica ¿Quién iba a sospechar que, casi veinte años después, la serie de televisión inspirada en un comic de DC más olvidada de la historia -obviando las que serían canceladas antes incluso de emitirse el episodio piloto- gozaría de una 2° oportunidad en el cine? Y no sólo cambiando su alineación original -tanto la televisiva como la de la versión en papel- sino convirtiendo a la contrincante de las fugaces 'Birds of prey' en su nueva, anárquica y enajenada líder. ¿Pero a quién le importa eso? Tal vez a los fans -si es que los hay- que todavía se acuerden de Mia Sara -la novia de Mathew Broderick en 'Todo en un día' (1986, John Hugues)- ejerciendo como el reverso civilizado (y sofisticado) de la parienta del Joker. La de Margot Robbie no ha sido la primera recreación en carne y hueso del personaje que la catapultó al estrellato, pero probablemente sí será la única que nos venga a la mente dentro de 10 o 15 años gracias a la involuntaria trilogía que se finiquitará con 'The Suicide Squad' (2021, James Gunn). La choni -y ex psiquiatra- más desequilibrada de Gotham City encabeza un grupo formado por Cazadora (Mary Elizabeth Winstead, la única por aquí que trata de hacerle sombra a Margot Robbie), Canario Negro (Jurnee Smollet-Bell) y la detective Renée Montoya (Rosie Pérez 'aka Perdita Durango', poniendo cara de haberse equivocado de rodaje) para proteger a la adolescente -¿y futura Batgirl?- Cassandra Cain (Ella Jay Basco) de las garras del batvillano Máscara Negra (Ewan McGregor) y un Victor Zsasz (Chris Messina) que tardará años en ser más ridiculizado que aquí. Así que, ¿es ésta otra película de Batman en la que no aparece Batman? Básicamente sí. Yo definiría 'Aves de presa y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn' (2020, Cathy Yan) como una fiesta de pijamas oficiada por superheroínas de garrafón, a la que el hombre murciélago no ha sido invitado, y con una capacidad para entretener lastrada de más altibajos que momentos épicos, donde las peleas de almohadas, los cupcakes de vainilla y los margaritas, el perro faldero de la tarada de tu mejor amiga o los cotilleos sobre novietes y rupturas sentimentales son reemplazados por más rupturas, peleas con bates y puños americanos, la hiena domesticada de tu mejor amiga, un inesperado atracón de polvo blanco y otra ronda de margaritas. No digo que vayas a arrepentirte por ir a verla, pero tampoco te perderás nada por ignorarla.  
<

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Dual Español Latino 25/03/2020 2.07 GB 9284 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

El invasor Zim y el portal mágico

Animación Ciencia ficción Comedia Familia Película de TV Sin categoría
7.4

El invasor Zim y el portal mágico Zim reaparece para iniciar la siguiente fase de su malvado plan de conquistar la Tierra. Pero su enemigo acérrimo Dib se propone desenmascararlo de una vez por todas. El invasor Zim y el portal mágico Critica Le tengo un gran cariño a la serie original. A pesar de no tener edad para haber visto la serie en su retransmisión original (2001-2002), tuve la suerte de haber estado viviendo en Suiza cuando se estrenó por primera vez allí (allá por los años 2005, 2006 o 2007, no recuerdo exactamente). Inmediatamente, quedé encantado con el estilo de animación característico de la serie, completamente único en aquella época. A eso le sumamos su humor absurdo, cruel y, hasta cierto punto, sádico, precursor en cierto modo de series actuales como ''Rick y Morty'', pero con un tono satírico sutil, algo que enriquecía a la serie. Pero entonces, la serie desapareció de un día para otro: había sido cancelada por Nickelodeon debido a sus bajas audiencias, dejándonos sin una serie única en la parrilla de series animadas; como ya ocurriera con ''Agallas, el perro cobarde''. Yo siempre he pensado que fue más por su tono, humor y estilo poco acordes al canal que la financiaba. Se convirtió en una serie de culto, con multitud de teorías y bocetos de guiones de episodios cancelados que, de haberse estrenado, la hubieran convertido en una de las grandes series animadas de todos los tiempos. Y es entonces cuando hace unos años se anuncia este especial de televisión: ''Enter the Florpus''. La historia es buena, muy entretenida; se pasa volando. Mantiene el humor de la serie original, bastante absurdo y aleatorio. Además, Jhonen Vasquez (el creador) aprovecha la oportunidad de esta película para desarrollar a los personajes, sobre todo los miembros de la familia Membrane. No se limita sólo a recurrir a la nostalgia. Destaca el cambio de Gaz, de chica antisocial y agresiva a un poco más tranquila y preocupada por su familia. Otro plus es el mayor protagonismo del Profesor Membrane, bastante minoritario y ausente en la serie original. Las actuaciones de las voces de doblaje (en la versión original) también son muy buenas, aportándole una gran energía a los personajes. La música, a su vez, nos lleva de vuelta a la serie original, pero con un cierto aire renovado. Vamos, otro punto a favor. Los peros que le pongo son varios: aunque la animación luce espectacular, no me acaba de convencer por desechar el estilo característico de la serie. Los personajes parecen muy ''monos'' en comparación con la serie original, en la que su dibujo geométrico favorecía la unicidad de la serie, además de darle un tono ''gótico''. Notable es el cambio de Dib: aunque reconoces que es él, cambia totalmente su diseño original. Eso sí, hay que destacar la experimentación en la animación hacia el final de la película en una secuencia espectacular (cuando se ve la película, uno sabe a cual me refiero). Otro punto negativo que encuentro es que el tono de esta película es mucho menos ''oscuro'' que la serie. No tiene partes perturbadoras como la encarnación original; es mucho más ''infantil'', perdiendo una de las características que hacía a la serie singular.

Héroes

Acción Ciencia ficción Sin categoría
6.1

Héroes La División, una agencia gubernamental clandestina, tiene un oscuro fin: alterar genéticamente a personas normales para convertirlas en soldados con poderes psíquicos. Aquellos que no quieren participar o que están en contra, son eliminados. Nick Gant (Evans) lleva escondiéndose de la División desde que, siendo un niño, asesinaron a su padre. Nick ha heredado sus poderes telequinéticos. Oculto en Hong Kong se siente seguro, pero se verá forzado a salir de su escondite cuando se cruce en su camino Cassie (Fanning), una chica de 13 años que puede ver el futuro. Cassie le pide ayuda para encontrar a Kira (Belle), una joven que tiene la más poderosa de las habilidades psíquicas desarrollados por la División: puede implantar pensamientos en las mentes de los demás. Kira tiene la clave para acabar con la División, y Nick y Cassie tienen que encontrarla antes que ellos.   Héroes Critica Aquí tenemos una extraña mezcla de los X-Men más cutrecillos con algo de la serie "Héroes", pero con una historia demasiado densa, que en vez de hacerse interesante, puede resultar algo liosa y enrevesada, además de aprovechar los poderes de los protagonistas para aportar sorpresas que llegan a parecer simples trampas para alargar el metraje, que me pareció excesivo. Un despliegue de medios y de efectos muy conseguidos, pero que parecen desperdiciados en algunos momentos, con unas interpretaciones bastante flojitas y sosas (Dakota Fanning sobresale de los demás sobradamente), y como digo, un guión demasiado espesito que hace que en varios momentos uno se encuentre algo perdido entre tanto cambio de maleta, tanto "engaño virtual", tantos flashbacks y tanta gaita... En fin, una película de personas con poderes que son perseguidas por otras que también tienen poderes, con escenitas muy logradas de acción en las peleas entre ellos pero a la que solo le doy un 5, porque no engancha, no se hace interesante, sino simplemente, entretenida a ratos.

¿Conoces a Tomás?

Comedia Drama Sin categoría
7.6

¿Conoces a Tomás? Leo le promete a su novia Fer que será más responsable y se ofrece a cuidar de su hermano Tomás mientras ella practica una cirugía. Pero Leo y su amigo Chris rompen la promesa y deciden llevarse a Tomás a la boda de un famoso productor donde tocarán junto con sus excéntricas coristas y, sobre todo, descubrirán lo especial que es Tomás.

Los miserables

Crimen Drama Sin categoría Suspense
8

Los miserables Montfermeil, un suburbio al este de París. Stéphane (Damien Bonnard) acaba de unirse a la Brigada de Lucha contra la Delincuencia, donde conoce a sus nuevos compañeros, Chris (Alexis Manenti) y Gwada (Djibril Zonga), dos agentes con experiencia en las enormes tensiones que existen entre los distintos grupos organizados por el control del barrio.   Los miserables Critica Ladj Ly realiza una espectacular radiografía ficticia de un suburbio de París a través de las calles patrulladas por tres policías de la brigada de lucha contra la delincuencia. El escenario es dantesco y la eterna lucha entre jóvenes organizados en bandas y los policías recuerda a otra grande del cine francés como lo fue La Haine de Mathieu Kassovitz. No hay duda que ha debido beber de ella pero adaptando todo a estos tiempos más modernos manteniendo los mismos problemas de siempre pero con distintos “shorts”. Si en ésta última se seguía principalmente a los tres jóvenes amigos, en Los miserables tenemos el punto de vista de los agentes. Todo sigue más o menos igual pero con mayor tecnología. Traducción: más dispositivos inteligentes en manos de consumidores más gilipollas. Y esto es en la película y en nuestros alrededores. Vengamos del culo del mundo o de zonas nobles urbanitas. Drones y móviles que en manos de idiotas es como llevar un cartel luminoso con hilo musical y una leyenda sobre la que puede leerse “soy culpable” en letras capitales. ¿Qué poder tan irrefrenable siente ahora la gente que no puede evitar hacer el capullo sin subirlo a las redes sociales? Lo dicho, tecnología inteligente para una sociedad cada vez más necia. O vacía, pues parece necesitar en todo momento un estímulo que le ayude a no quedarse nunca a solas consigo mismo. Esta película denuncia muchas cosas y el caldo de cultivo no puede ser más idoneo: bandas, armas, droga, racismo, gitanos como armarios de ocho puertas, abusos, sustancias, corrupción, reyertas y casi si apuramos hasta el mayor opio diseñado para las grandes masas como lo es el puto fútbol. La tensión de la película desde su inico te atrapa hasta el final, te guia por todas esas calles y edificios mientras el ambiente va caldeandose de violencia y contemplas expectante cómo se va acortando la mecha del petardo. Personajes realistas muy conseguidos, trío protagonista excelente, cámara nerviosa y montaje colérico son los ingredientes principales para este plato fuerte del día. Drama social vestido de thriller policíaco. “Amigos míos, retened esto: no hay malas hierbas ni hombres malos. No hay más que malos cultivadores”. Estoy totalmente de acuerdo con la frase de Victor Hugo que cierra la película pero quizás no lo esté tanto con el sentido moral que se le quiere dar para tratar de, si no es el de justificar, el de empatizar en cierto sentido con lo que acabamos de ver. Pero no nosotros como espectadores ante la obra, sino desde una posición de búsqueda de complaciencia ante los actos y comportameinto de los jóvenes frente al de los policías. Ante esta situación presentada en la película y culminada por la “sentencia” lanzada por Victor Hugo, ninguno de nosotros somos culpables originales de nada pues todos en algún momento hemos podido tener un mal cultivador: los adolescentes pero también los policías adultos aunque les pille más lejano en el tiempo. Ellos no tienen la obligación de recorrer las calles como hermanitas de la caridad por mucho que se puedan y deban cuestionar algunas de sus actitudes, pero no debería olvidarse que tratan con delicuentes aunque estén en edad escolar. Serán todo lo menores que queramos pero su vida es la delincuencia, las armas, la droga, las peleas, etc. Todo esto es un problema mucho más profundo de ardua solución. Lo que vemos no es más que las últimas e inevitables consecuencias de un sistema podrido a veces tan estricto y otras tan permisivo.

La vida escolar

Comedia Drama Sin categoría
7.2

La vida escolar Samia es una joven treintañera que llega a una escuela de complicada reputación en un suburbio de París para ser la directora. Ahí tendrá que lidiar con los problemas recurrentes de la disciplina, la realidad social que pesa sobre la escuela y el vecindario, pero también con la increíble vitalidad y humor de los estudiantes y los demás profesores.   La vida escolar Critica La pareja de directores Grand Corps Malade y Mehdi Idir nos presentan su segundo largometraje, una drama social sobre un instituto en los suburbios de París. En 2016 nos presentaron su opera prima “Patients” una película sobre el mundo de la discapacidad de un deportista, que curiosamente está basada en hechos reales, como gran parte de la película que nos presentan ahora. El título original sería La vida escolar, que hace más referencia a tal y como se ha traducido aquí “Lo profesores de Saint- Denis”, porque aunque trata sobre los profesores, el protagonismo se los llevan de igual manera parte del alumnado y casi todos los profesores, desde los más a los menos implicados. La parte central de la historia se centra en su mayor parte en dos protagonistas, por una lado tenemos a un alumno conflicto y por otra a una profesora recién llegada al centro que es la encargada de comunicar a los alumnos con el resto de los profesores y a estos con los padres. Es lo que se denominaría un núcleo de unión entre todos. La película es muy realista, se nota que está hecha con gente de los suburbios, la mayoría de los protagonistas son vecinos de ese barrio. La cinta intenta mostrar en todo momento las dificultades que existen entre la disciplina y la compresión en unos ambientes sociales poco convencionales. Pero en ningún momento entra en el drama más absoluto, ni es escenas de gran tensión. Es más como una especia de documental que nos va reflejando el día a día y donde vamos viendo que tanto los profesores como los alumnos no tienen tantas diferencias y como comparten muchas aficiones ( Incluso hacen una fiesta en conjunto, con drogas y alcohol de por medio). En casi todo su desarrollo la historia funciona bastante bien, tiene muchos momentos de humor, pero también hay tiempo para hacer crítica al sistema educativo francés y a como se gestiona. Como punto negativo creo que en la parte final baja un poco de nivel y que tiene un final algo forzado. Aún así su visionado merece la pena. No esperen una película como “ La clase” de Laurent Cantet o ¨Los Miserables” de Ladj Ly, porque esto es otra cosa, tienen algún paralelismo, pero intenta mostrarnos otras realidades.

El ascenso del diablo

Sin categoría Suspense Terror
6.1

El ascenso del diablo Después de una serie de perturbadores eventos sobrenaturales en su hogar, Joel, un joven padre soltero, llega a sospechar que su pequeño hijo puede estar poseído. Pronto Joel recibe una visita del padre Lambert, un polémico exorcista en la ciudad cuyo último paciente falleció durante su tratamiento. A medida que comienzan a desarrollarse sucesos escalofriantes, el sacerdote le informa a un Joel resistente que, a menos que pueda realizar un exorcismo con éxito, el diablo pronto tomará el control total de su hijo.   El ascenso del diablo Critica Otra película de posesiones, con un niño quien vive en una casa en las afueras del pueblo junto a su padre, parecen ser características de una típica película de terror, y justo es lo que esta película parece en sus primeros minutos, pero por lo menos consigue despegarse un poco. Joel (Robert Kazinsky) ha enviudado, está en una etapa depresiva por no encontrar un buen trabajo, por lo que se dedica además a la pintura y escultura, pero esa complicada situación lo pone en un momento crítico con el riesgo de perder la custodia de su hijo. Pero todo se agrava porque Joel padece una especia de esquizofrenia que le hace ver figuras o presencias que le atemorizan, por lo que acude a terapia, pero la cosa se pone peor cuando percibe que su hijo parece también tener contacto con estas presencias que buscan poseer al pequeño. Con todos los tópicos del subgénero de las películas de posesiones, el director lleva su relato con tumbos pero que de a poco se va consolidando, sin hacer de uso de grandes efectos especiales y buscando sobre todo generar una atmósfera con la ayuda de si algunos golpes de efecto. Lo más interesante es que ‘El ascenso del diablo’, título que se explica recién al inicio del filme que significa la tercera etapa de una posesión que sucede cuando el demonio en cuestión se ha apoderado por completo del cuerpo poseído, tiene una historia y personajes que mal que bien, cuentan con un adecuado desarrollo y que afortunadamente trata de contar una historia mil veces vista de una manera un tanto diferente, lo que la vuelve un tanto impredecible. Si bien la película no funciona siempre y no es del todo muy aterradora y las actuaciones no son todas competentes, pero el director consigue darle cierta cohesión al relato y la historia es lo suficientemente sólida, con un giro preciso que no se ve venir, que termina por ser una de las pocas películas de posesión o exorcismos con personalidad propia, que busca no imitar a referentes tan visibles como, por ejemplo, ‘El exorcista’.